Connect with us

Opinión

14 de octubre, una fecha grabada a fuego

116 años de historia, de la grandeza que tú tienes, de éxitos, de victorias y derrotas, esas que te han hecho crecer. Cita este día tu himno, lo entona el Ramón Sánchez-Pizjuán, el día que todo comenzó. 

“Un 14 de octubre nació una ilusión”. Nuestro primer amor, ese que todo te da y todo te quita, una manera de vivir. Sevilla, tu bandera paseada por Europa, tu nombre escrito en plata y barro, ese que tocastes en mil ocasiones y de todas te levantastes, como hicistes en Oviedo, que tatuó en tus memorias el “hasta la muerte”. 

Antonio, pusistes los cimientos de este Sevilla, con tu zurda de oro un Jueves de Feria. Derramaron lágrimas de alegría en Eindhoven, el asombro la primera vez en Mónaco, el desconcierto y la locura en Glasgow y la tristeza de tu marcha frente al Milan. 

Volvieron años de sequía, pero la llama ganadora no se había apagado, el conformismo no van con nosotros. Se trabajó, se luchó por volver a la cima, y en 2010 volvimos a tocar plata. Luego llegó Turín, no apto para cardíacos. Es que yo sin tí, Emery… Hondarribia, que hombre trajiste a Sevilla. Varsovia y Basilea, pentacampeones de Europa. Nunca nos cansamos de buscarla, esa copa está destinada a ser nuestra. Pero no todo quedó ahí, y seguimos escribiendo el presente, la última fuistes tú, Colonia. No estuvimos presentes, pero desde casa, te alentamos como nunca. 

Que de noches mágicas para el recuerdo, como nos haces vibrar Sevilla. Que sería de nuestras vida si no te tuviésemos. “Si no existieses, te tendríamos que crear”, una frase que no puede describirte mejor. Gracias por todo Sevilla, feliz año y por muchos más. Larga vida al Rey. 

¡Viva el Sevilla Fútbol Club! 

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

More in Opinión

WordPress Cookie Notice by Real Cookie Banner
A %d blogueros les gusta esto: